Ploumanac'h: tallado por el viento y el mar

descubrir el entorno
Ploumanac'h: tallado por el viento y el mar

Con sus rocas de granito rosa de extrañas formas, el paraje natural de Ploumanac'h, de excepcional belleza, es una etapa ineludible en Côtes-d'Armor.

A 100 kilómetros al noreste de Brest y a escasa distancia de la famosa Perros-Guirec, Ploumanac'h, antiguo caserío diminuto de pescadores, se ha convertido en uno de los centros turísticos más famosos de la hermosa costa d'Armor. ¿La razón de este entusiasmo? Un cúmulo de granito rosa único, encallado en la costa, a lo largo de 25 hectáreas.
Cinceladas por la brisa marina y el agua salada desde hace 300 millones de años, las rocas conforman un decorado insólito, engastado por el azul del cielo y del mar, que adquiere un tono especialmente sublime al ponerse el sol. Algunas de ellas alcanzan más 20 metros de altura. Para descubrir las formas extrañas de este lugar considerado patrimonio nacional, tome el sendero costero: en media jornada, cubrirá la distancia que separa la playa de Trestraou, en Perros-Guirec, del puerto de Ploumanac'h. Por el camino, visite el oratorio de Saint-Guirec o el faro de Ploumanac'h, construido sobre un bloque de granito rosa.

Ploumanac'h
22700 Perros-Guirec