Tras la rutas de los vinos de Burdeos

Publicado el 

Tras la rutas de los vinos de Burdeos

En Burdeos no hay solo una, sino varias rutas de los vinos. Médoc, Saint-Émilion o Sauternes, le haremos descubrir la cultura, el patrimonio y el savoir-faire de la Gironda, tierra de viñedos como ninguna.

La región bordelesa, muy apreciada por los turistas, es la primera destinación enoturística de Francia, y cuenta con cinco rutas del vino certificadas. De norte a sur, encontrará la ruta de los Castillos y sus famosos vinos de Médoc; la ruta de las Colinas, a través de los viñedos de Blaye y de Bourg; la ruta del Patrimonio, llamada así por la no menos famosa apelación de Saint-Émilion; la ruta de las Bastidas; la ruta de Graves; y, en el cruce de caminos, encontrará la ciudad de Burdeos, cuna de todos estos viñedos.

Cada una de estas rutas puede ser visitada gracias a los diferentes recorridos propuestos por la oficina de turismo de Burdeos. Aproveche la ocasión para probar algunos vinos grands crus, saborear las especialidades locales y salir al encuentro de viticultores apasionados, encantados de transmitir su savoir-faire.

Haga clic aquí para reservar su visita de los viñedos

~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~

Tras la rutas de los vinos de Burdeos

La región de Médoc por la ruta de los Castillos

Si quiere descubrir la ruta de los Castillos, bordee la orilla izquierda de la Gironda desde el estuario del río hasta la Punta de Grave. Un recorrido de 60 kilómetros de norte a sur en el que encontrará principalmente vinos tintos, entre los que destacan grands crus classés como el Château Latour, el Château Margaux o incluso el Château Mouton Rothschild, de entre tantos y tantos nombres que hacen soñar a los aficionados del vino del mundo entero. Aunque el término «château» (castillo) designe sobre todo la propiedad vitícola, la región también cuenta con preciosas viviendas, verdaderos «palacios del vino» que podrá visitar, sobre todo en la zona de Pauillac.

~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~

Tras la rutas de los vinos de Burdeos

Blaye y Bourg por la ruta de las Colinas

En el lado opuesto, a la orilla derecha de la Gironda, en el Blayais y el Bourgeais (denominación «côtes de Blaye» y «côtes de Bourg»), la ruta de las Colinas le transportará al corazón de las aldeas y de las iglesias romanas (Bayon), de los paisajes montañosos y de los notables lugares arqueológicos en los que vislumbrará por doquier los vestigios de las antiguas casonas galorromanas. La región es conocida por sus vinos tintos robustos, así como por sus vinos blancos afrutados. Si pasa por la ciudad de Blaye, no olvide visitar la ciudadela construida por Vauban en el siglo  XVII, declarada patrimonio mundial por la Unesco.

~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~

Tras la rutas de los vinos de Burdeos

Saint-Émilion por la ruta del Patrimonio

No hace falta ser un gran experto en materia de vinos para haber oído hablar de Saint-Émilion. A una hora de Burdeos, esta preciosa ciudad medieval ha sido declarada patrimonio mundial por la Unesco. Instalada en la parte alta de una colina, Saint-Émilion está constituida por callejuelas empedradas y escarpadas, por monumentos de los siglos XI y XII,y por profundos soterraños que albergan bodegas en la actualidad. Suba hasta la cima de la Torre del Castillo del Rey, el único torreón romano que continúa intacto en la Gironda. Desde arriba, podrá admirar los viñedos del valle y divisar los encantadores municipios de Pomerol y Fronsac.

~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~

Tras la rutas de los vinos de Burdeos

Los vinos de Graves y de Sauternes a través de la ruta de Graves

La ruta de Graves le transportará hasta el sur de Burdeos, en los límites del bosque de las Landas. En esta región descubrirá el vino en todas sus formas: vinos tintos, pero también vinos blancos secos y los famosos Sauternes: vinos blancos licorosos que podrá degustar con una de las especialidades del suroeste, como, por ejemplo, una pierna de ciervo o un lenguado con colmenillas. La primera cepa de vino girondina se plantó aquí, por lo que es muy probable que durante su visita oiga que la región es la cuna de los vinos de Burdeos.

~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~

Tras la rutas de los vinos de Burdeos

Entre-deux-Mers por la ruta de las Bastidas

La ruta de las Bastidas le conducirá entre la Dordoña y la Gironda, en la que abadías, iglesias romanas, bastidas y ciudades fortificadas siembran la región. ¡Todo un viaje en el tiempo! Famosos escritores como Montaigne o Mauriac cantaron las alabanzas de esta región, a veces llamada la «Toscana girondina» por sus paisajes y su buena vida. Una vez aquí, visite el château Malagar, antigua residencia de François Mauriac, que en la actualidad se ha convertido en el Centro François Mauriac, lugar cultural consagrado en su totalidad al conjunto de sus obras.